Soy Morelos
Nacional

Pulque: la bebida de los dioses evoluciona – El Sol de Cuernavaca

El pulque es una tradición que no se deja morir; de unos años a la fecha se han modernizado las pulquerías, sobre todo en la capital del estado que ofrecen nuevas variedades de curados, conjugando conceptos alternativos sin dejar perder las raíces mexicanas.

Este tipo de lugares surgieron durante la época del porfiriato como un lugar de reunión social donde se servía la llamada bebida de los dioses, que en ese tiempo era consumido por todas las clases sociales, además de estar relacionada con la identidad cultural de la nación.

De acuerdo con historiadores, después de la Revolución Mexicana comenzó su decadencia ante la relevancia que comenzó a tener el tequila en México.

Además de Hidalgo, Tlaxcala, Estado de México y Puebla, Morelos es un reconocido productor de pulque, específicamente en el municipio de Huitzilac, al norte del estado, donde los pobladores lo consumen más que otras bebidas.

En la búsqueda de conservar el consumo del pulque, en Cuernavaca surgieron diversos establecimientos dedicados a la venta de este producto, uno de los precursores fue La Guayaba, ubicado en Juan Ruiz de Alarcón, en el centro de Cuernavaca, el cual rápidamente se colocó entre el gusto de los jóvenes y adultos por su concepto alternativo, el buen sabor y su decoración muy mexicana.

Aquí las bebidas se sirven en los tradicionales tarros o jarritos de barro; aquí puedes degustar aguamiel, pulque tierno, curados de frutas de la estación o los clásicos de apio, avena y chocolate, además de los curados de flores y distintas cervezas artesanales.

También en el centro de Cuernavaca, en la calle Gutenberg, se ubica Los Arrieros, un lugar que surgió como un proyecto que pretende rescatar y promocionar el consumo del pulque; incluso compartir con la gente su procedencia y hasta el proceso de elaboración.

Daniel Tovar, quien junto con un grupo de amigos inició este proyecto, dio a conocer que además de vender pulque natural, también elaboran curados, los denominados de la casa; los más pedidos son los de helado de vainilla y avena.

Explicó que actualmente, por practicidad y la modernización del proceso, los curados se preparan con la ayuda de una licuadora, y el pulque natural que utilizan es hidalguense.

Cómo se hacía desde hace décadas para la elaboración se aprovechan las frutas de la temporada y existen los curados que se pueden preparar todo el año; en otros lugares acostumbran a seguir el proceso natural de fermentar la fruta con el pulque, lo que da otra consistencia. Aquí también podrás disfrutar de diversas cervezas artesanales.

Los precios son accesibles. El medio litro de pulque natural tiene un costo de 25 pesos y el litro se encuentra en 40; mientas que los curados el medio litro en 35 y 60 pesos el litros.

Transformación

A lo largo de los años las pulquerías se han transformado, desde el diseño de los negocios hasta en la preparación y variedad de los curados, pero definitivamente sigue siendo un espacio de reunión social.

Durante esta temporada podrás encontrar curados de mandarina y flor de cempasúchil. También hay de mazapán, nuez, rompope, amaranto, fresa, piña, chocolate y guayaba. ¡Pruébalos!

➡️ ¿Ya recibes las noticias en WhatsApp? ¡ES GRATIS!

➡️ Recibe la información relevante en tu correo a través del Newsletter

➡️ Checa los temas de la edición impresa ¡SEMANAL!

Enlace a la fuente

Notas relacionadas

Escenario Político | Derecho de la información, clave de la democracia – El Sol de Cuernavaca

Soy Morelos

Cuestionario Proust: Argentina Durán

Soy Morelos

Camila Cabello elimina sus redes sociales para enfocarse en su carrera – El Sol de Cuernavaca

Soy Morelos